Suscríbete a nuestra newsletter aquí y consigue un 10% de descuento en tu primera compra
Buscar
Creatividad & Diseño

Cómo enseñar a los niños a dibujar: nuestro papel como padres

Ximena Maier nos da algunos consejos para enseñar a los niños a dibujar y para desarrollar su creatividad.

Cómo enseñar a los niños a dibujar: nuestro papel como padres

En el imaginario colectivo, un artista o un genio creativo siempre tienen algunas características: pelos locos, pensar más rápido de lo que habla, bocetos por toda la casa… pero no es tan fácil encontrar gente así “en el mundo real” o, al menos a mí, no me había pasado. 

Un buen día, cuando empezamos nuestra reunión por videollamada y tuvimos a Ximena Maier enfrente, lo vi claro: ella respondía a todos los tópicos y era una artista de los pies a la cabeza. 

Queríamos a la mejor profesora para enseñar a los niños a dibujar, y encontramos a la mejor para nuestro curso de dibujo para niños online: Manual para Dibujantes. Nadie como ella para transmitir esa PASIÓN, con mayúsculas, que tiene por el dibujo.

Ximena vive en un pequeño pueblo portugués, en el campo, con dos cotorras que vuelan libres por su casa (sí, sí, libres) y un perro que, cuando ladra, asusta a las cotorras, que caen al suelo inmóviles por el susto. Ximena vive con pilas y pilas de libros y cuadernos a su alrededor, con lápices, rotuladores y acuarelas por toda la casa y, mientras nos cuenta sus ideas a una velocidad a la que, pese a que es difícil seguirla, no consigue ir tan rápido como su cabeza, boceta constantemente en vertical para que podamos ver todo lo que nos está contando en su lenguaje real: el dibujo.

Ximena ha tenido unos padres que siempre han entendido la importancia del arte y que la han apoyado en todo, y ella misma intenta que sus hijos también crezcan en ese ambiente artístico. 

El otro día tuvimos una entrevista en directo en Instagram con ella para hablar sobre lo que podéis encontrar en su curso de dibujo para niños y además, que nos diera algunos consejos, como padres, para fomentar la creatividad en los niños, de la que os dejamos un resumen aquí: 

curso online aprender a dibujar paso a paso

1. Cómo evitar el perfeccionismo en los niños.

La diferencia está en confundir el resultado final con lo realmente importante: el cariño del proceso. 

Para evitar el perfeccionismo debemos partir de no esperar un resultado perfecto; por eso, lo que recomienda es evitar comentarios como “qué bien te ha salido” o “qué bonito” y, en su lugar apuntar “qué bien te lo has pasado”, “qué bonito este azul” o “qué bonita esta combinación de rayas”.  Este tipo de comentarios requieren un esfuerzo y atención mayor por nuestra parte, pero el niño estará emocionado y se motivará más, porque se dará cuenta de que nos hemos fijado en el proceso. 

Ximena nos aconseja que tengan un cuaderno para dibujar y no hojas sueltas. De esta forma podremos ver los dibujos dentro de un conjunto, los niños se darán cuenta de lo que les sale y lo que no y, con el tiempo, se darán cuenta de que algunas de las cosas que antes no les gustaban en realidad no estaban tan mal, y otras que no les salían de repente les salen. Es un antídoto contra la frustración. Con el tiempo ves el conjunto y cambian las sensaciones, de esta manera se ve como un proceso y no como un resultado. 

“Hay que animarles a probar, probar y probar. Necesitan probar muchos estilos y diferentes tipos de materiales, debemos darles toda la libertad creativa que no se les da en el colegio.”

2. Cómo invitar a los niños a dibujar

En primer lugar, ayuda mucho tener las cosas muy a mano, tener lápices en cualquier lugar de la casa y a la vista. Es la diferencia entre hacer las cosas y no hacerlas. 

Para enseñar a los niños a dibujar es importante también que tengan la sensación de que si se mancha algo no es el fin del mundo, lanzar el mensaje de que no pasa nada por manchar. Para esto, es mejor estar prevenido y tener materiales pensados para niños, fáciles de lavar, y tener cosas que, en caso de mancharse, no supusiera un drama. Así se estará creando un ambiente apetecible, relajado y abierto a crear.

Por último, sentarte con ellos a dibujar, por lo menos al principio. Lo ideal suele ser darle 5 minutos de atención al principio y luego que él siga desarrollando el dibujo solo. Si se crea un poco de desorden, ¡tampoco pasa nada!

como dibujar con acuarela para ninos

3. Cómo combatir el “no me sale”: la importancia de los padres.

Nuestro papel como padres a la hora de desarrollar la creatividad de nuestros hijos y para enseñarles a dibujar pasa por ayudarles a que desaparezca esa idea de que les va a salir mal, que no pasa nada si no sale como esperaban, ya que el desafío no se encuentra en si lo vamos a hacer bien o mal si no en que ¡lo vamos a hacer! 

Una de las cosas más positivas del dibujo es que da mucha libertad y, por tanto, muchas opciones. ¡Puedes dibujar lo que quieras! Por eso, debemos combatir el “no me sale” / “me va a salir mal” enseñándoles que no pasa nada si sale mal, y que la finalidad de un dibujo no es que salga clavado a la realidad, sino intentarlo y disfrutar en el proceso. 

Y guardar el dibujo como el recuerdo del momento tan bonito que hemos pasado dibujando. 

4. Animar, pero siempre desde la honestidad

Como padres, debemos animar a nuestros hijos a que sigan haciendo lo que les gusta. En el dibujo todo es válido; no todo el mundo tiene el mismo estilo, siempre hay algo que nos gusta más, pero no por eso esa opción es mejor que otra. Hay mil maneras de hacer las cosas y todas son igual de válidas. 

Debemos animar a nuestros hijos y enseñarles que, a veces, las cosas no salen como pensamos, pero no porque no hayan sido capaces de ejecutar el dibujo sino porque realmente no sabían qué elementos definen aquello que querían dibujar, pero una vez se paren a conocerlos será mucho más fácil poder dibujarlo con cualquier cosa. 

Hay que animarles a probar, probar y probar. Necesitan probar muchos estilos y diferentes tipos de materiales, debemos darles toda la libertad creativa que no se les da en el colegio. 

curso online de dibujo para niños

5. La actitud de los padres

Para nuestros hijos, lo que hagamos como padres siempre será lo mejor. Si nosotros somos los primeros que dejamos claras nuestras inseguridades frente al dibujo, ese “es que a mí no se me da bien dibujar”, sin darnos cuenta podemos llegar a transmitírselas.

Nuestro apoyo es primordial; apoyarles a hacer lo que les gusta, crear un ambiente acorde para que puedan desarrollar toda su creatividad y valorar el proceso desligándolo del resultado final es lo mejor que podemos hacer por ellos. 

Os dejamos también la entrevista al completo: 

Podéis ver a Ximena en acción en el trailer de su curso de dibujo para niños online, Manual para Dibujantes: 

¿Quieres comentarnos algo sobre este post?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0